Ansiedad al conducir ¿Es normal?
Valora este artículo

¿Conoces lo que es ansiedad al conducir? ¿Sabes de una persona que haya tenido miedo a conducir? o en su defecto ¿tú mismo? Si tus respuestas fueron positivas, ¡tranquilo! nosotros te explicaremos de que trata.

Ansiedad al conducir: Amaxofobia

La ansiedad al conducir o estar frente a un volante, es mejor conocida en psicología en su estado más agudo como la amaxofobia. Según un análisis mundial, el 33% de las personas que conducen sufren de este trastorno a nivel mundial, siendo el género femenino más propenso a desarrollarla.

El problema de la ansiedad al conducir es cuando aparece de forma exagerada, irracional, distorsionada y sin ningún tipo de control.

Para la mayoría de las personas éste no es un problema, ya que creen que se puede resolver. Esto es debido a que la mayoría lo confunde con el miedo que tienen los nuevos conductores y que van controlando después. Sin embargo, la amaxofobia paraliza la vida de quien lo padece.

Síntomas de este tipo de ansiedad

Cuando sufres de ansiedad puedes experimentar diversas emociones, sentimiento y reacciones físicas que pueden ir desde lo más leve hasta la más aguda. Algunas de estas son: Miedo paralizante con tan solo pensar en el hecho, incapacidad para poder conducir, sudoración, cefalea, taquicardia, resequedad en la cavidad bucal, mareos, entre otras.

No dejes de revisar la noticia sobre Los beneficios de los videojuegos para combatir el estrés

Además, aparecen sensaciones de desrealización a la hora de conducir, un sentimiento constante de que en algún momento ocurrirá un desastre o habrá una falla, excusas habituales para no conducir.

¿A quién afecta?

1# Conductores nuevos:

Todos los conductores al principio experimentan la frustración y el estrés de enfrentarse al tráfico. El tres por ciento de ellos no logra soportar la ansiedad que esto le produce y determinan que lo mejor es abandonar la conducción. La mayoría de este porcentaje termina por sentirse fracasado por no haber aprendido a conducir.

ansiedad al conducir conductor ansioso ansias estrés

2# Conductores con habitual experiencia:

Son aquellas personas que después de haber pasado un tiempo conduciendo comienzan a manifestar episodios de ansiedad, principalmente en las autopistas sin antes haber presentado antecedentes de ansiedad en otros lugares. Es común que se presente durante las jornadas arduas de trabajo y de estrés personas.

3# Conductores con experiencias traumáticas:

En este grupo la ansiedad al conducir se desarrolla justo después de que el individuo sufre un accidente de tráfico o sus familiares. Para ellos estar frente a un volante es pasar por la misma situación otra vez. Esta actividad crea una respuesta inmediata activando los niveles de ansiedad.

¿Cómo tratar la ansiedad al conducir?

Es bastante difícil poder superar la ansiedad al conducir si no se tienen ningún tipo de auxilio, más si estamos en un estado en cual los síntomas están muy avanzados. No obstante, con un tratamiento realizado de forma adecuada se puede lograr. A continuación, te presentaremos algunos tips para que empieces a tratar tu problema.  

síntomas de ansiedad conducir ansiedad al conducir

1# Habla de tus miedos:

Comunicar el miedo que posees es muy importante, ya que te ayuda a aceptar el problema que estás pasando. Colocar tus emociones en palabras es esencial este proceso de cura de la ansiedad al conducir.

2# Evita la tensión:

Sabemos que manejar conlleva sus riesgos, sin embargo, el que estés realizando esta acción no implica que tendrás un accidente. Tienes que hacerlo de manera responsable y alerta. Experimenta a minimizar tu ansiedad al conducir con métodos de relajación, e incluso hazlos antes de manejar.

3# No regreses a conducir de forma drástica:     

Para combatir la ansiedad al conducir no debes hacerlo de golpe, sino que debes empezar con cosas sencillas como colocarte frente al volante unos minutos, luego ir a lugares cortos como el supermercado más cercano. Haz la revisión necesaria del automóvil para que calmes un poco tu ansiedad (los espejos, el asiento, el combustible, etc.)  y condiciona tu ambiente (tú música, los accesorios que llevas en el auto, etc.).

¿Te gustaron nuestras sugerencias para atacar la ansiedad al conducir? Recuerda que todo problema posee una solución, sólo debes encontrar la más adecuada para ello.